Agosto 2017

VALERIAN Y LA CIUDAD DE LOS MIL PLANETAS

La película está basada en uno de los mejores cómics de ciencia ficción que se han hecho jamás: Valerian, una colección que se inició en los años 60. Ésta trataba sobre dos agentes que viajaban en el tiempo y el espacio, vigilando el orden en la galaxia y conociendo toda clase de criaturas fantásticas. Una colección imprescindible para cualquier amante de la ciencia ficción y/o de los tebeos, una joya que era una oda a la imaginación, con múltiples reflexiones sobre el ser humano y su percepción del universo.

Su adaptación a cine está escrita y dirigida por Luc Besson, genial elección, ya que este director sabe transmitir como nadie la magia de otros mundos, y además de una manera fluida y cautivadora. Ejemplo de ello serían sus trabajos en El Gran Azul o El Quinto Elemento. El guión de Valerian y la ciudad de los mil planetas es excelente, refleja a la perfección el espíritu del cómic y destaca a nivel visual, sabiendo combinar escenarios maravillosos con escenas llenas de acción frenética.

La única pega es que los dos actores principales, que encarnan a los agentes espaciales, resultan sosos y aburridos, arruinando en parte el estupendo trabajo del resto del filme. En especial Cara Delevingne, que demuestra la misma expresividad que un ladrillo. Esta modelo, con nula formación en interpretación, hubiera quedado mucho mejor como cameo que en un papel principal.

Aparte se supone que hay cierta atracción entre los protagonistas, pero la química entre ellos es cero y dan más imagen de hermanos que de pareja. El resultado final es notable, aunque mermado por lo último mencionado.

Creado por Gabriel del Valle

    Si cualquier artículo ha sido de tu  interés considera hacer una donación